H.W. Larsen A/S siempre ha estado ubicado en Kødbyen. Desde su fundación en 1934 hemos expandido nuestro surtido, así que hoy podemos ofrecer una gran selección  de productos de cocina pequeñas y grandes. En 1934 Henry Werner Larsen volvío despues un año de gira Alemania donde trabajaba como artesano. Después de su regreso pensó que podría hacer mercado en Dinamarca para vender y afilar cuchillos a carniceros. Los hijos Regner y Steen Larsen se encargaron de la dirección alrededor de 1960 participaron en la expanción de la compañia.
En 2000 la compañia fue adquirida por la tercera generación, Bo Larsen, al mismo tiempo que una tienda de 300 m2 estaba lista en la corazon de Kødbyen. En 2004 expandaron la tienda con un primer piso, que significa que la tienda hoy mide aproximadamente 500 m2

La compañia se ha desarrollado, pero tenemos la fijacion como objetivo dar a los carniceros, pescaderos, cocineros ya todas las personas que aman la cocina,  los mejores utensilios para trabajar así que pueden hacer la mejor comida a sus clientes y visitantes. Nos vemos en  H.W. Larsen A/S - aquí trabajamos con una calidad superior.

Todo empezó en 1934, más especifico el 16 de abril cuando Kristine y H.W. abre su taller de afilador en Kødbyen.

La historia de la fundación.

Kristine trabajaba por 'El Dentista' en Valby. Aquí era una empleada de casa. Era un hogar muy distinguido. Tenían un comedor con el techo plateado y al dentista no le importaba si Kristine perdia  una bandeja con servicio.
Kristine y H.W. pidieron prestado  5000 coronas danesas del padre de H.W. para el establecimiento de un taller de afilador. Compraron un mótor electrico grande, que podría accionar un torno y varios afiladores. 
El motor principal fue instalado en la esquina, y una correa se subió en el ático donde se basó en un eje. Aquí se basó más poleas. Desde aquí se bajó una correa hasta las máquinas de abajo así que para tener fuerza a las máquinas del otro lado la correa tenía que cruzar el salón abajo del techo     

 
 

 Se construyen las afiladores

La gran mayoría de equipos de máquinas en estos tiempos eran system Enterprise. Para ser capaz de afilar discos perforados H.W. construyó una máquina con una muela grande de corrida vertical. Así fue posible dirigir los discos perforados hasta la muela para afilarlo plano. Los discos se quedaron muy calientes así que era necesario levantarlo con un gancho y dejarlo para enfriar.

No había extorsión en el taller así fue inevitable que todo se cobraron en polvo de los afiladores. El afilador para cuchillos de mano fue contruido con una grande piedra de afilar de Gotlandia. Abajo de la piedra de afilar había una recipiente de agua para asegurarse que los cuchillos no se sobrecalentaron y perdieron su endurecimiento.

El taller midó aprox. 28 m2, y justo al lado de la puerta del patio había un pequeño lavabo. Enfrente de esto había un cercado pequeño con ventanas de vidrio. Este cuarto de 3 m2 funcionaba como ropería y oficina, done también había la posiblida de comer. A la izquierda del lavabo se encontraba la puerta a la tienda, que era un poquito menor que el taller, ya que parte de la tienda se conviertieron a un baño de mujeres publico.

En la tienda había unos estantes en las murallas. Causado por la economía no había muchas mercancías en la tienda así que una mesa pequeña funcionaba como mostrador.

 50 céntimos en regalo

En los primeros días después de la apertura casi no había nada que hacer. No había ningun cliente, pero a veces venía un carnicero para saludar a la pareja joven. Kristine tenía 22 años y H.W. 29 años.

Un día entró la vecina. Ella les regaló 50 céntimos. Porque como les explicó ella, "si este se queda en el cajón de dinero, este nunca estará vacía." Entonces aún que no lo podía permitirselo H.W. creó un hoyo y lo fijó en el fondo del cajón.

Los primeros años fueron muy duros. Kristine y H.W. vivieron en Kettevej en Hvidovre. Se casaron 6 días después de la apertura en Kødbyen - el 22 de abril 1934. Se celebraron la boda en la casa de los padres de Kristine. Pocos días antes el padre de Kristine pintó las sillas del jardín, así que varios invitados volvieron a sus casa con pintura en su ropa.

 

1. Hija en la comóda

El año siguiente, el 28 de marzo 1935 nació su primera hija, Tove, y un cajón en la comóda funcionaba como su cuna. En sus primeros años la llevaron cuando fueron a trabajar en Kødbyen. La aparcaron en el patio tras del taller en su carrito  de niño.

Kristine cuidó la tienda, y siempre estaba ocupada. Desemplovaba aún que no era necesario. Pero en caso llegó un cliente era importante aparecer ocupado. Cuando vendieron un cuchillo Kristine se fue en bicicleta hasta Fredersberg a C.V. Gjørløv, que vendió cuchillos Giesser y aqui compró un cuchillo o a veces dos, preferentemente en una caja.

Las cajas grandes se usaban cuando transportaban los cuchillos afilados y las cajas vacías se ponieron en los estanetes juntos con las cajas contendo cuchillos. Así parecía más exitoso.

Un cuchillo de 160 cm!

H.W. trabajaba en el taller. Si no había suficiente de trabajos de afilar, el se aseguró que hiciera algo con mucho ruido así que la gente en la calle podía escucharlo y pensar que aquí trabajban.

En los tiempos libres H.W. hizo un cuchillo gigante. Era de aproximadamente 150-160 cm. Lo pusó en la ventana para atrapar las miradas a los que pasaba por la ventana.
En estos días costó 35 céntimos afilar a un cuchillo. Para ganar un saldo igual a un obrero no calificado tenía que afilar 100 cuchillos a la semana.

Cada día era mas que hacer en el taller. En la tienda expandieron el surtido con más cuchillos, y tambien bandejas de exposición hechas de lozam, cuchillos para máquinas y otra equipo para carniceros.

En el año antes de la guerra nació Regner en el 22 de abril. Kristine todavía cuidaba la tienda y por eso tenía que llevar a Regner al trabajo.

El 15 de deciembre 1941 nació Steen y poco tiempo después mudieron Kristine y H.W. a Nakskovvej, también ubicado en Valby.

Tiempos de guerra creativos

La ocupación de Alemania era duro para la población tal como los empresariales. Kødbyen como un conjunto se despejaron mas o menos durante los años de guerra, pero se notaba que los suminstros de carne desminuyeron y esto resultó en menor actividad en el taller de H.W.Larsen. 
En H.W.Larsen había problemas de conseguir mercancías para el taller igual como la tienda. Fue muy complicado o imposible conseguir mercancías producido en el extranjero.

Para extender la carne picada los carniceros  le agregaron pan. Si el pan era demasiado duro resultó en hélices quebrados y los carniceros fueron obligado a ir a H.W. para que los reparaba. Tambén había mas trabajo reparar a las hachas, los cuchillos y otras herramientas por los dificultades de conseguir mercancías del extranjero.

Otra cosa imposible de conseguir era cuchillos de máquina y discos perforados. Entonces H.W. empezó forjar sus propios cuchillos. Los ultimos partes de este proceso se hicieron a mano - un trabajo bastante grande. Igual era necesario taladrar los hoyos de los discos perforados a mano.

 H.W. y Lipka - Una amistad para toda la vida

Cuando jóven H.W. ha viajado en Alemania como artesano. Aquí se encontró con Wilhelm Lipka, y esto resultó en una amistad para toda la vida. Wilhelm Lipka vivía en Hvidovre y aquí tenía un garaje que hubo transformado a un taller. Así que fue una idea natural que el construía mercancías a H.W. Construyo  miles de garabatos y sierras de carne que le nombraron Servus y  pequeños arranca clavos para abrir cajas con arenques curados juntos con mucho mas.  Las mercancías fueron recogidos y llevado a estañado o galvanización en coche de caballo.

En uno de los ultimos años de la guerra vinieron unos hombres con conexión a los luchadores de libertad a la tienda. Ellos pidieron que les entregaron todos los patrones de matanza. Estas patrones eran puntiagudos con una bala dum dum de 9mm. No tenían mucho fuerza de percusión pero temieron que daño podrian hacer si cayeron en las manos equivocadas.

A pesar de la falt de mercancías había un buen beneficio en la empresa. En 1943 era posible para H.W. comparr un terreno en Hvidovre al precio formidable de 2.438 coronas.

Patente de invención higiénico

En 1945 entrega H.W. Larsen una petición de un patente de invensión por su cierre de muelle para moldes de mortadela. H.W. obtiene el patente que dura hasta 1952.

Cuando terminó la guerra incresó el comercio de Kødbyen. H.W. busca un emplado educado en ferretería para cuidar a la tienda. En un anuncio en una revista en mayo 1946 se anuncua con un saldo que comienza en 5000 corona al año y libre en todos los fines de semanas. Hay que notarse que un fin de semana era desde sabado a los 14 horas. No conseguieron de emplear a alguien al principio. 

Los dificultades de conseguir mercancías continuó despues de la guerra. En febrero 1947 H.W.W fue obligado a insertar un anuncio en el diario para conseguir chapas de aluminio de tre mm. Es posible que las chapas eran para construir moldes de mortadela con el cierre patentado. TAmbién se construieron moldes para jamón y espala en forma de una pera.

En 1947 construieron las partes para una jeringa de adobo de 200 ml. La jeringa fue construido de baquelita. La compañia Dick de Alemania construyo una jeringa similiar, pero eso en contra de la jeringa de H.W.Larsen le daba bolsas de aire en el producto.

 Depósito abaja del mercado de aves

El depósito era un espacio pequeño ubicado en el sótano bajo del mercado de aves. (Más tarde Irma y Brugsen) La bajada al depósito se encontraba en el patio de Høkerbodern. Para ir al depósito desde el taller tenía que salir de la puerta, cruzar el patio, cruzar el mercado de aves y bajar al sótano. Para los productos mas grandes y los de que no vendían mucho se alquilaron espacio en Krusågade. Este depósito era antes una lechería ubicado también en un sótano.

No había mucho espacio en los dos piezas que tenía el depósito, pero desde el patio habia una bajada a un sótano más. El acceso era muy malo. Las muelas de arena de 38" x 4" (casi 1 metro x 10 xm con un peso de aprox. 50 kg.) y aceite en barriles fueron resbalados de un deslizadero. Para tramitir el aceite facilmente y limpio creó H.W. dos recipientes cuadrados que fueron fijado en el taller abajo del techo. Había aceite de vaselina blanco y aceite de la máquina. Dos tubos condujeron a dos espitas donde podrían embotellar y vender y también los embalajes que traeron los clientes.

En 1949 H.W. busca representantes que pueden llevar una noticia a carniceros y verduleros. Se trata de una nueva bandeja de plástico. La compañia DBI que también construyerin los partes para la jeringa de adobo creyeron este producto de una nueva material, melamina. Un material bueno y bonito y perfecto para bandejas de carniceros, como dice el anuncio; fuerte como acero, liviano como aluminio y blanco como porcelana.

Las bandejas tenían éxito. En 1950 había un exposición de carniceros en Nykøbing Falster, y aquí las bandejas fueron presentado por un público diverso. Vendieron muchas bandejas porque los ventajas eran tan obvio en contra de los bandejas de loza mellados o las bandejas de aluminio que necesitaba pulimiento y sin embargo manchaba. 

La primer gira de venta de H.W.Larsen

En 1950 empleó H.W. Larsen a un vendedor jóven que se llamaba Peder Christiansen. El antes ha sido empleado de la policía y oríginalmente era de Jutlandia sur. Era fácil combinar lo práctico con lo privado y como PC era del Jutlandia sur tomaba el furgoneta y hizo una gira combinada de venta y vacaciones. En una gira de venta así visitó  aproximadamente 125-150 carniceros y fiambreros.

 El sexto hijo nace en la casa en Hvidovre

El mismo año H.W. se muda de casa desde Nakskovej en Valby a la casa recién construido en Hvidovre. Ya tenían cinco hijos y un sexto nace en 1956.

Regner que era el hijo mayor gana un poco de dinero de bolsillo para trabajar en la compañia familiar.

 
 

 El hijo mayor entra en la compañia

En 1954 Regner tiene un aprendizaje como vendedor en una  ferreteria en Glostrup. Cuando termina el aprendizaje en 1958 toma puesto en la tienda de H.W.Larsen como vendedor  hasta que tiene que hacer su servicio militar de 16 meses. Cuando termina su servicio militar en 1960 le emplea de nuevo en H.W.Larsen hasta que va a Alemania por seis meses junto a su prometida, Ulla. El aprendizaje de Ulla la ha facilitado con un trabajo como meritorio cerca de Stuttgart. H.W. conseguio un trabajo para Regner en Stuttgart gracias al Dick Esslingen.

Durante su permanencia en Alemania Regner recibe una letra de H.W., que escriba que si esta interesado a volver a la compañia de H.W.Larsen en Kødbyen. Al lado de Slagterboderne en el numero 21 el ferretero I.O. Nielsen Eftf. estaba cerrando y H.W. quería solicitar la comuna a hacerse en cargo del arrendamiento. H.W. no quería expander su espacio en un edad de 55 años sin alguien para asumir su posición. Y como el tercer hijo de H.W, Steen recién había cumplido su servicio militar el podría encargarse del taller que iba a estar en el primer piso, mientras Regner se encarcaba de la tienda.

 

H.W. Larsen se traslada a Slagteboderne.

En noviembre 1961 H.W. traslada la compañia a Slagterboderne 21. Era una gran expansíón de las localidades. El taller y tienda era cada uno de 75 m2. Con el taller en el primer piso era necesario establecer un montacargas, para ser capaz de llevar las tareas de afilar por arriba y abajo. El piso en el número 21 era un piso de terraza muy desgastado así era necesario poner baldosas. El mostrador y los estantes eran descascarados en color gris y las murallas eran marrón. El techo tenia casi el mismo color como las murallas y había 8-10 globos de vidrio colgado ahí. El color ha salido después de muchos años de fumigación.

Ponieron chapas de masonita en el techo y los pintaron blancos. Dos filas de tubos flourescente fueron colgados a tráves de la tienda. Al contra del patio había una oficina de 8-10 m2, y había ventanas de monocapas en cuadros de hierro en todo el anchura de la tienda..

 Propios números y teléfono para compartir

El número de teléfono de la ferreteria , Eva 3157, fue adquirido. Junto con Eva 3293 de H.W.Larsen ahora había dos números para los clientes. Además de esto también había un teléfono en el taller, aun que eso era un teléfono que compartieron con el tabaquero al lado. A veces tenían que esperar que el tabaquero terminaba de hablar para hacer su llamada.
Una sistema de intercomunicación era necesario para comunicarse con el taller cuando llegaron nuevos cuchillos para afilar. Si llegaba una llamada para el taller era necesario ir a la oficina para prestar un botón que transferia  la llamada.

 

 

Expansión del taller y el surtido

En el taller era mucho espacio en comparación del taller antiguo en el número 12. Establecaron 3 bancos de afilar y en poco tiempo compraron en afilador plano para afilar los discos perforados. H.W. recoconstruyó una fresadora antigua para afilar a los cuchillos redondos. Una máquina grande, pero capaz de afilar los cuchillos grandes de 60 cm para las máquinas de cortar tocino.

Con el aumento de espacio era natural aumentar el surtido de productos, y así fue.

Bandejas de sandwich, bandejas inozidables, guantes de goma y también zuecos y herrajes para estos. Los herrajes tenía un capítulo proprio. Para ser capaz de estar firme en los pisos mojados o grasientos era necesario con zuecos que tenían aros de hierro abajo de la suela o talón. Los que trabajan en piso secos tenían goma de auto. 

 Los hijos de Larsen sean copropietarios.

En 1966 Steen viaja a Bremen para trabajar y aprender más en un taller de afilador asignado a un matadero. volvió después de 7 meses. Durante su estancia se encontra con Roswitha con que se casa el año siguiente. Poco tiempo después el regreso de Steen, el y Regner entran a una sociedad regular corporativa con H.W. Cada uno de los partes tendrán 1/3 de la compañia. Despúes Steen y Regner deben 75.000 coronas a H.W.
H.W. añade que puede salir de la compañia desde 1972 con el mismo derecho si falleciera morir Regner o Steen. 8% del beneficio debería ser apgado a la viuda. Pero H.W. continuaba a ser activo en la compañia hasta la mitad de los 1980's.

 Pago en efectivo en nueva caja registradora

En la tienda todos los empleados llevaron un bloque de recibos en el bolsillo. Cuando los clientes pagaban en efectivo les daban el original como recibo y guadaba la copia en una lanza de recibos.

Cuando adquirieron una caja registradora era no solamente un regalo para la vista. Podría estampar los recibos cuando pagaban en efectivo. Cuando los clientes compraban a crédito les daban la copia y guadaban el recibo original hasta que pagaban.

En Kødbyen era costumbre dar una vuelta con las el primer martes cada més para créditar, Bent Kristensen hizo esta vuelta por H.W.Larsen por muchos años. Fue un trabajo cómodo pero requrió mucho tiempo

 El mercado se cambia - los cuchillos se manda con acarreadores

El mercado en Kødbyen se cambiaba. Los clientes quieren que les mandaba sus productos a casa. Los cuchillos para afilar se mandaba con acarreadores. al lado de Flæskehallen había 30 acarreadores  para llevar carne y tocino  a Copenhague y el alrededor. Eran unos tipos fuertes, bruscos y rudos. Pero eran amables con llevar productos. Si uno podría tolerar el tono brusco y rudos que existía en Kødbyen entre clientes y proveedores se quedaba. Por ejemplo como Bent Kristensen que se quedaba en la compañia por 40 años.

 La publicación del primer católogo!

En 1972 publicó en el  primer católogo de H.W. Larsen. Tiene 16 páginas. Era una apuesta, pero resultó en más clientes. También de la provincia. Al principio no hay números de artículos en todos los productos.

En 1973 emplea a Inger Peterson como asistente de la oficina a tiempo parcial. Esto empleo va a durar 22 años. Los últimos años como trabajo a pleno empleo. Uno de los choferes de Kødbyen tenía como costumbre de dar un abrazo gigante a Inger cuando pasaba por la tienda. Cuando ella le escuchaba tiraba a todos sus cajones para protegerse.

Con el ingreso en la actividad de la compañia es necesario trasladar la sociedad regular colectiva a una sociedad anónima en 1981 con un capital social de 300.000 coronas.

 Las transacciones siguen creciendo. 

Las transacciones crecían cada año. En la tienda y el taller era complicado encontrar espacio para el surtido creciendo. Era casi imposible encontrar espacio en Kødbyen, así que se alegró mucho cuando era posible alquilar un sótano abajo de Bosch. Además fue posible alquilar un sótano abajo del número 21. Despúes un poco tiempo era posible expandir el depósito en el antiguo edificio de ropería así que al final tenían más que 200 m2.

No era facil estar de corriente con de todos los clientes. Todos los informacion estaban en papeles y cada vez había correcciones había que hacerlos en una máquina de escribir. Adquirieron una computadora de 750 kb para asegurarse al futuro y ahora era mucho más fácil controlar los correcciones etc. Realizaron que era necesario tener PED.

La inspección de Trabajo demanda nuevas condiciones

En la mitad de los 90's La inspección de Trabaja demanda que debe tener una sala de almuerza y también una ducha y vestuario para los emplados del taller. Así es necesario comprar una localidad al lado del taller para la sala de almuerzo. Para la ducha y vestuario le dan permiso para retirar el baño público de mujeres.

Esto fue el primer expanción de los localidades en el número 21 desde 1961. Ahora no hay cambios,  hasta que Bo se hace cargo de H.W.Larsen A/S  justo antes del milenio.
El espacio del piso de abajo se a expandido hasta tres veces del espacio original. Se  instala un  depósito en el sótano. H.W.Larsen A/S Se hace cargo del primer piso del antigua  tienda Ejka y instalan una escalera para conectar el primer piso.

 Bo asume toda la tienda!

Bo asume H.W.Larsen e hijos A/S el primer de enero 2000. Regner se retira el 31 de julio 2000 y Steen se retire a finales del año 2000.

 

Alt om HWL Forside


Haz clic aquí para saber más